Autor: La Cuarta

Sondeo realizado por Cadem y la empresa PepsiCo arrojó diversos resultados en cuanto al comportamiento de los compatriotas con el manejo de los residuos. Si bien los encuestados están conscientes que deben ayudar al planeta, un gran porcentaje confiesa que ni siquiera hace el esfuerzo de separar los desechos. ¡Mal!

Bajar la huella de carbono y hacer de nuestro planeta un lugar libre de plásticos y contaminantes, es algo que está en la mente de la gran mayoría de las empresas de alimentos y bebidas. A esto se suma el ecológico compostaje, el que a baja o gran escala también le da una mano a la naturaleza.

Para conocer el comportamiento de los chilenos frente a estos procesos para tener un país más limpio y no dejar como herencia un país repleto de inmundicia, es que la compañía PepsiCo junto a Cadem realizaron una encuesta enfocada en saber como se comporta la sociedad chilena frente al reciclaje.

Entre lo datos que arrojó el estudio, y según palabras del director de Cadem, Roberto Izikson, uno de los que más llamó la atención fue la respuesta que tuvieron los 750 chilenos (el espectro de la muestra) con respecto a quién es el principal encargado de cuidar el medio ambiente.

“Por ejemplo, el 57% aseguró que son ellos mismos los que se tienen que encargar y preocupar de los desechos y lo que contaminan, mientras que el 31% culpó al gobierno y solo un 12% a las empresas”, detalló el regente de la consultora.

Sobre el punto específico de lo que es el reciclaje, la encuesta dio a conocer que, aunque los chilenos lo hacen, existe un gran porcetaje de ellos (43%) que no lo realiza o que ni siquiera separa los residuos en sus hogares.

Otro de los datos importantes que dio a conocer el estudio fue que el 80% de los encuestados cree que los problemas ambientales que nos afectan como nación tienen que ver directamente con la cantidad y el mal manejo de la basura y los desechos que a diario generamos.

Nuevos empaques

Gracias a todo estos datos recopilados fue que PepsiCo comenzó a desarrollar bolsas para sus papas fritas, las que generan un menor impacto en la huella de carbono.

Sobre esta nueva tendencia, Regina Corres, gerenta de empaques sustentables de la empresa, aseguró que hace un buen tiempo estaban trabajando en la creación de un empaque amigable con la naturaleza.

“Sabemos que los desechos de nuestras bolsas generan basura que contamina. Por eso este año nuevamente hemos lanzado un empaque para nuestros productos que usen un 85% de materiales que provengan de fuentes renovables”, explico la vocera de PepsiCo.

Estas bolsas, agrega Corres, son una ayuda real al problema que generan en nuestro territorio, tomando en cuenta que somos uno de los países que más recursos naturales gasta utiliza en la región. “Chile es el país pionero en América Latina en que se incorporarán estas bolsas, las que además estarán en displays creados a partir de materiales renovables”, finaliza.